Los mejores coches eléctricos de segunda mano que puedes comprar

Los mejores coches eléctricos de segunda mano que puedes comprar

23 abril, 2022 Desactivado Por Miguel Lorente

Elegimos los mejores coches eléctricos de segunda mano. Modelos que, por el tiempo pasado desde su presentación, ya disponen de unidades que buscan otro nuevo dueño

Vaya de antemano que este texto sobre recomendaciones sobre coches eléctricos usados es completamente subjetivo y argumentado en base a mi experiencia personal, entonces, con unidades de prensa y con un kilometraje y matriculación bajo o casi nulo.

Pero que esto no quite valor a que mis vivencias a bordo de ellas me permitan ahora me permitan tener un buen sabor de boca de las mismas ya que, como decía don Ramón María del Valle-Inclán «Nada es como es, sino como se recuerda».

Es decir, este articulo es una recopilación de los mejores coches eléctricos que comprar de segunda mano si yo me planteara buscar, probar y pensar en comprar en función de lo que me transmitieron siendo nuevos.

¿Cuáles son los mejores coches eléctricos?

Sea como fuere, dicho lo cual, los últimos años, por motivos profesionales, he podido conducir un buen puñado de automóviles eléctricos, algunos durante días, otros durante horas, en cualquier caso, suficientes como para saber si me han gustado o no, ergo, para llegar a enjuiciar y valorar si merece o no la pena comprar un coche eléctrico de segunda mano, como ya es posible en cualquiera de los elegidos para este listado porque, según su lanzamiento, ya hay unidades que han sido puestas a la venta de nuevo tras su matriculación inicial.

Eso sí, para quienes entren a este listado pensando en que esta selección con los mejores coches eléctricos de segunda mano es un dogma de fe o una recomendación jerárquica o inamovible se equivoca porque, como todo en Divex Motor, es un ejemplo de tribuna libre donde exponemos nuestra opinión, posiblemente, totalmente, parcial o ligeramente en desacuerdo con otros y extrañamente en sintonía con, eso sí, una minoría.

En cualquier caso, aquí dejo una retahíla de ejemplos de automóviles eléctricos a la venta en el mercado de segunda mano que bien me merecen ser valorados y que sugiero a quien busque un coche eléctrico más barato que si fuera de estreno,

Eso sí, por esto mismo, porque son coches que ya han sufrido un desgaste, debe ser tenido en cuenta que el paso del tiempo afecta tanto a lo que se ve como a lo que no se ve y recomiendo a quien se interesase por cualquiera de ellos visitar un taller especializado que pueda valorar el estado y, por ello, respaldar la decisión de comprar un coche eléctrico de segunda, cosa de lo que, de lejos, aquí nos hacemos ni remotamente responsables.

SEAT Mii Electric

El primer eléctrico de SEAT es nuestra primera opción, sobre todo para quien busque un coche de 4 plazas eléctrico para ciudad y hasta 4 plazas. Un coche austero, sin lujos ni excesos pero que vale para moverse en las zonas de bajas emisiones con libertad y agilidad y que, con, a lo loco, una autonomía máxima, puede recorrer hasta casi 260 km sin recargar.

En 2020, su precio nuevo era desde unos 20.000 euros para el acabado básico, 21.000 el tope de gama, ahora mismo, los tienes por algo menos de 17.000 € y unos 15.000 km

Smart EQ Fortwo

Ahora, si con llevarte a ti y a un acompañante hasta unos 130 km te vale y, además, quieres un coche más divertido y, por qué no, más cuco, el Smart EQ Fortwo es tu elección. Es más, si quieres comprar coche eléctrico de segunda mano por unos 10.000 euros, algunas de las unidades más veteranas rondan, por arriba y por abajo esta marca psicológica.

Renault ZOE ZE

Sinceramente, la primera vez que me senté en un ZOE fue la primera vez que, por fin, sentía que estaba en un coche de una nueva era. Sin ser un derroche de tecnología, la idiosincrasia de ser el adalid de la movilidad eléctrica de Renault en cuanto a una nueva era tecnológica automovilística sí que hacían gala de una simbiosis, algo que eché de menos, por ejemplo, en los dos anteriores.

El hecho de que el ZOE fuese un coche nacido desde una nueva concepción, de una hoja en blanco, lo diferencia de otros, incluso del siguiente de este listado de los mejores coches eléctricos de segunda mano.

Eso sí, este coche eléctrico de 4 plazas o que es bastante parejo es en cuanto espacio interior y manejo con el propio Mii Electric. Incluso, por escueto maletero, en ambos casos, no apto para más que una bolsa de viaje y algunos achiperres más.

Un coche con más de un lustro de existencia, algo que también hace que sea de los coches eléctricos de segunda mano más baratos, incluso por menos de 9.000 euros pero, ojo, con kilometrajes y ciclos de recargar ya más que a tener en cuenta.

Opel Corsa-e

Otro ejemplo de coche eléctrico que nace en paralelo y a la sombra de sus hermanos dependientes de combustibles fósiles. El nuevo y último Corsa trajo la variante eléctrica. Un coche que, al estilo espartano del Mii, le gana en espacio interior, sobre todo de carga, mejora algo en confort no tanto la agilidad pero que sigue siendo tan predecible tecnológicamente desde el habitáculo como pudiera ser el diésel de la familia.

Por lo demás, un coche que ahora puedes llevarte por algo más de 15.000 euros y que, nuevo, tiene un PVP de casi 29.000 y con unos 250 km de autonomía según sale de fábrica, algo que sabemos que se resiente según se completan los ciclos de carga, esto es, la temida y generalizada degradación de la batería del coche eléctrico.

Nissan Leaf

Veterano, pionero y con dos generaciones en su haber, fue el primer coche eléctrico que conduje, allá por principios de la década pasada, casi nada. Un coche que me alucinó por su par, su buen dinamismo y buen acabado. Un modelo que en 2016 presentó una importante actualización tecnológica hasta que, en 2018, llegó la segunda y presente camada que tampoco me ha defraudado, al revés, ha mejorado lo que ya era bueno.

Una familia que permite encontrar ejemplares de segunda mano con alrededor de una década, unos 100.000 km y autonomía de fábrica inferior a 200 km por menos de 9.000 euros y otros que pueden entrar a etiquetarse como coches eléctricos de km.0 por su bajo kilometraje y matriculación por unos 35.000 euros, con el doble de autonomía y siendo su precio nuevo de casi 42.000.

BMW i3

Si lo que se busca es, además, de un coche eléctrico de segunda mano premium uno de mis favoritos es el BMW i3. Un coche que rompe esquemas al entrar en él, lo primero por la apertura y acceso a su habitáculo y que, una vez que se ubica uno en la posición de conducción es disruptivo por su minimalismo de alta gama.

Un coche que da la sensación de moverse como un monovolumen, como así lo es, pero que por fuera pasa por un compacto urbano con cara de extraterrestre robótico, se mire por delante o por detrás y que, si ya era caro, ahora tampoco podría considerarse como coche eléctrico usado barato: desde unos 15.000 euros tanto las bastantes unidades que de la primera fase como de la segunda hemos encontrado.

Tesla Model 3

Otro coche de alto coste, aunque menos que el Tesla Model S, más que digno de un minimalista resulta casi propio de asceta, salvo por su PVP nuevo para la configuración más modesta. Un ejemplo de electromovilidad del siglo XXI que, al igual que el i3, deja descuadrado en su interior pero porque, quizás, siendo un Tesla esperas que te reciba con alharacas… pues no.

Salvo la enorme pantalla del salpicadero, debe ser que el encanto está en no tener demasiado que disfrutar, salvo en uso, que entonces es toda una delicia y que sigue siendo o un sueño o un paradigma inalcanzable para muchos, incluso, de segunda mano, encontrando el más barato por algo menos de 36.000 euros.

Hyundai Kona EV

No podía faltar al menos un todocamino en nuestro listado ya que, la carrocería de moda, debe tener, al menos un representante. Posiblemente, el único que pueda salvar de todos los que he conducido y que ahora, llegado el improbable caso de que me desprendiera del de la izquierda de la foto y pensara en comprar un SUV eléctrico de segunda mano sería el de la derecha de la imagen de arriba.

Un coche que, en cierta medida, me resultó disruptivo por su diseño como el i3 pero, a la vez, alejado en su tecnología de abordo del concepto de «movilidad del futuro» como buena variante del Hyundai Kona de combustión del que deriva.

Un coche que fue bastante ameno en su uso y que cumplía con todo lo que se espera de la combinación de conceptos como SUV eléctrico económico ya que, si bien su precio por 2018, cuando apareció ya que fue uno de los primeros coches eléctricos nuevos por menos de 30.000 euros disponibles y que, ahora, aquellos pueden costar unos 24.000.

Renault Kangoo Maxi ZE

Pero si tuviera que quedarme con un vehículo eléctrico polivalente, práctico para ir con la familia de aquí para allá, aunque no muy lejos, sin importarme sin los niños llenan de migas los asientos o si la necesitara para ir al trabajo o trabajar con ella, metiendo en su zona de carga los bártulos correspondientes, me decantaría por esta furgoneta eléctrica. Sin duda.

La Renault Kangoo Maxi eléctrica de segunda mano, no es bonita, claro tampoco lo es la nueva, tampoco era demasiado potente, no ofrecía demasiada autonomía y es difícil de encontrar (la más próxima que hemos encontrado, una de 2013 con 139.000 km pero con un precio más que sugerente estaba a la venta en Bélgica tiene un precio muy apetecible de 11.400 euros) pero es uno de los mejores coches eléctricos de segunda mano en mi listado personal.

Te puede interesar:

Prueba: Opel Mokka-e, conducimos el caballo de Troya de Opel

Los coches más potentes del mundo: los eléctricos han llegado para dominar el mundo

Prueba: Volkswagen ID.3 ¿realmente es como lo pintan?

Contacto: Aiways U5, el SUV eléctrico chino que viene para romperte los esquemas

Prueba: Jeep Compass 4xe Trailhawk, el «todo terreno» que podría comprarme